The boy, the mole, the fox and the horse, de Charlie Mackesy

Cuando entro en una librería, me tiro un buen rato mirando portadas. No sé explicarlo, ni sé si os pasa a vosotros lo mismo, pero a mí me ocurre que, cuando estoy delante de un libro especial, mi cabeza hace ‘click’ y me avisa de que tengo que comprármelo. Eso es lo que me pasó con esta maravilla. Entré en el Waterstones de Trafalgar Square a dejar mi curriculum y de camino al mostrador, pasé por una mesa en la que estaba este libro y automáticamente supe que quería que fuese mío. Por la portada pensé que se trataba de un cuento y, como buena coleccionista del mundo infantil, me alegré de encontrar una nueva adquisición. Pero resulta que es una auténtica obra de arte que ya han calificado como ‘El Principito’ del siglo XXI.

The boy, the mole, the fox and the horse (en español: El niño, el topo, el zorro y el caballo) cuenta con imágenes y palabras la historia de un niño que se siente solo hasta que aparece un topo que ama la tarta. Al tiempo de estar juntos, acaban encontrándose con un zorro que no habla demasiado y con un caballo que sabe volar. Pero no os dejéis engañar, no se trata de un libro para niños: es un libro para absolutamente todas las edades.

Este es uno de los libros más bonitos que ha caído en mis manos. Escrito e ilustrado completamente a mano por el autor, no se trata de una historia escrita al estilo novela ni poema: es una sucesión de pensamientos, de vivencias, de preguntas que a veces no tienen respuestas y de respuestas que no siempre tienen una pregunta. Lleno de inocencia, miedos y mucha amabilidad. Son aventuras compartidas por seres muy diferentes, con sueños y vivencias muy distintas que aprenden a convivir, a respetarse y a entablar una amistad preciosa. Todas estas situaciones, frases y demás, están acompañadas de los fantásticos dibujos del autor, que ya al principio del libro nos explica que él no es la clase de persona a la que le gusta un libro lleno de palabras y que necesita estímulos visuales para disfrutarlos. También nos anima a empezar el libro por cualquier página, a disfrutarlo, releerlo hasta desgastarlo… y hacedme caso cuando os digo que vale para todo eso y más. Sin ninguna duda, The boy, the mole, the fox and the horse, se ha convertido en uno de mis libros favoritos y siento que, da igual lo que diga para describirlo, las palabras no le hacen justicia.

De momento solo está disponible en inglés, alemán y holandés pero, al menos en inglés, utiliza un lenguaje muy básico, sin grandes florituras ni vocabulario complicado. En sí, es un libro cortito. Yo necesite veinte minutos para leerlo entero y todo un día para recapacitar sobre las cosas de las que habla. Aun así, sé que cada vez que necesite un ‘empujón’, volveré a acudir a él.

Con respecto al escritor, Charlie Mackesy es un artista ingles autodidacta que ha trabajado anteriormente como caricaturista e ilustrador. Este es su primer libro y ha ganado numerosos premios en Reino Unido. Por aquí os dejo su página web para que podáis conocerle mejor y este video de YouTube en el que nos habla de qué le inspiró para hacer este libro mientras hace una de sus ilustraciones.

Para haceros con esta joya apta para todas las edades y públicos, por aquí os dejo el enlace para comprarlo.

Y ahora, ¡leed insensatos!

2 comentarios en “The boy, the mole, the fox and the horse, de Charlie Mackesy

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.