Dos velas para el diablo, de Laura Gallego

Hoy os traigo una reseña sobre el que fue mi libro favorito durante toda mi adolescencia y que a día de hoy ocupa un lugar sagrado en mi estantería y en mi vida. Parece que fue ayer cuando entré en La Casa del Libro de la Gran Vía madrileña a curiosear. En aquella época, mi madre me daba una cantidad de dinero al mes para gastar en lo que yo quisiera y claro, eso significaba que una vez al mes me perdía entre libros para escoger una historia (con suerte dos) que me acompañase durante varias semanas. Recuerdo haber pasado un par de horas dando vueltas por la librería y lo feliz que estaba de haber encontrado dos libros que me llamaron muchísimo la atención y que estaban rebajados, ir de camino a la caja para pagarlos y ver que la persona delante de mí llevaba este libro: Dos velas para el diablo. No conseguí fijarme en el autor, pero me di la vuelta y empecé a buscarlo. ¿Qué libro era ese? Como no lo encontraba, pedí ayuda a uno de los trabajadores de la planta y me llevo hasta una estantería llena de libros de Laura Gallego. Ni siquiera leí la sinopsis, deje los libros que había escogido con tanto mimo durante varias horas en sus respectivos sitios  y me lleve este. Me duró dos días. Y al acabarlo, lo volví a empezar.

Cat es una chica que lleva una vida nómada junto con su padre, que  es un ángel transubtanciado o, dicho de otra forma, materializado en un cuerpo humano. Juntos recorren el mundo desde que Cat es un bebe, buscando algo que ni ella misma sabe qué es. Pero un día su vida da un vuelco: encuentra a su padre asesinado por una espada demoníaca y, a pesar del dolor de la pérdida, no duda en coger la espada angelical de su padre e ir a la caza del asesino para matarlo con sus propias manos. En su búsqueda de la venganza, se topará con ángeles y demonios pero, al final no sabrá en quién puede confiar…

He releído tantas veces este libro (se nota un poquito en la foto…) que creo que podría recitar capítulos enteros sin equivocarme, pero aun así, cuando necesito un libro ligero, siempre acudo a él. Se trata de una historia súper bien tratada, algo que no es fácil cuando hablamos de este tipo de temática de ángeles y demonios, ya que a veces los autores se enredan demasiado. Tampoco se trata de un libro en el que se mezclen opiniones religiosas, lo que hace que sea aún más difícil de hilar, pero Laura, como siempre, lo borda y nos adentra en un mundo real lleno de fantasía. Cat es un personaje genial, la chica que toda adolescente quiere ser: independiente, valiente, con capacidad de decisión, una personalidad arrolladora… También tiene miedo, pero no deja que eso la paralice. Además, el libro está escrito en primera persona por lo que nos será mucho más fácil conectar y simpatizar con ella. Gracias al viaje que emprende en la búsqueda del asesino de su padre, conoceremos muchos personajes, la gran mayoría de ellos demonios, que nos harán plantearnos donde está el límite del bien y del mal, en especial su extraño aliado, Angelo, un demonio menor que se mete en este jaleo por curiosidad, no por sus ganas de ayudar a Cat, pero que al final nos demostrará que no todo es tan blanco ni tan negro y que hay que tener en cuenta la escala de grises. Porque esta historia no solo habla sobre ángeles, demonios o venganza, no. Se trata de una disertación sobre el bien y el mal y de cómo las decisiones que tomamos afectan a nuestras acciones y de que, a veces, ni los malos son tan malos ni los buenos son unos ‘ángeles’ caídos del cielo. Es un libro lleno de acción, de sorpresas, de secretos… en serio, pasan tantas cosas que no se ven venir que es imposible parar de leer. A pesar de ser un libro catalogado como literatura juvenil, creo que siempre puede ser un buen momento para leerlo, lo mismo da que tengas doce años que cincuenta. Laura Gallego tiene el poder de crear mundos alucinantes, pero lo que más me gusta de este libro es que todo sucede en el mundo real que todos conocemos, lo coge y lo transforma en un mundo lleno de fantasía, esa fantasía que, cuando eres adolescente sobretodo, quieres que te rodee. En mi humilde opinión, este es sin duda uno de los mejores libros de Laura Gallego. Ya en su momento me enamoré de Las Crónicas de la Torre (haré reseña más adelante, porque no podéis perderos esa maravilla), pero este libro tiene algo especial, algo que no tienen otras de sus obras, algo que no se puede describir bien con palabras, y me asombra la cantidad de seguidores de esta escritora que aun no conocen esta historia. Como ya señalé antes, no dejéis que la etiqueta de ‘literatura juvenil’ os eche para atrás, si le dais una oportunidad estoy segura de que no os va a defraudar.

Laura Gallego es una de las escritoras españolas de literatura juvenil más aclamadas de los últimos tiempos. Bajo su nombre podremos encontrar más de cuarenta libros publicados, entre ellos las sagas de Las Crónicas de la Torre y Memorias de Idhún, o autoconclusivos como Las hijas de Tara, El libro de los portales o La emperatriz de los Etéreos. Por aquí os dejo su página web para que no os perdáis ninguna de sus novedades.

Si os ha llamado la atención Dos velas para el diablo, podréis encontrarlo aquí. Si ya lo habéis leído, ¿qué os ha parecido? ¿Habéis leído otros libros de esta escritora?

Y ahora, ¡leed insensatos!

4 comentarios en “Dos velas para el diablo, de Laura Gallego

  1. Sé de Laura Gallego, pero nunca he leído un libro suyo, aunque no tienen mala pinta y me han hablado maravillas de Crónicas de la Torre y Memorias de Idhun.
    Leyendo esta reseña me hace pensar en algunas series que he visto como La Orden o Shadow Hunters… Quizás por la temática y por qué las series también son del género juvenil realmente.

    Gracias por la reseña! ☺️☺️

    • ¡Hola Kevin!
      Si nunca has leído un libro de Laura Gallego, yo te recomendaría comenzar por las Crónicas de la Torre, son cuatro libros maravillosos y una perfecta toma de contacto con la escritora. Tienes razón, al final este tipo de libros y series tienen un factor común y es inevitable pensar en los que mas nos gustan cuando descubrimos algo nuevo de este género.

      ¡Gracias a ti por leerme!

  2. Tiene muy buena pinta la verdad que me alegro de aquella decisión que tomaste porque lo has explicado con tanta pasión que me han dado ganas de leerlo.

    Enhorabuena esperamos los jueves con ansias

    • ¡Hola Raquel!
      ¡La verdad es que no me arrepiento en absoluto!De hecho, ni siquiera recuerdo ya que libros eran, así que no serían tan geniales al final. Me hace muy feliz saber que te han entrado ganas de leerlo, ya me contarás que te parece.

      ¡Muchísimas gracias por seguirme todos los jueves!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.